lunes, 20 de abril de 2009

Joseba Rezola, el padre de Radio Euskadi

Ayer en Ordizia, hace 109 años, nació Joseba Rezola. Licenciado en Derecho, pasó toda su vida al servicio del PNV, al que se afilió con sólo 14 años. En política, estuvo metido en el Gipuzku Buru Batzar, órgano del PNV en Guipúzcoa. Durante la Guerra Civil, organizó el Gudaroste, el ejército del Gobierno vasco, y fue el Secretario de Defensa del primer Gobierno vasco. Luego, en el exilio, fue el Jefe de la Resistencia vasca hasta su fallecimiento a los 71 años y vicelehendakari del Gobierno vasco en el exilio. Pero, para mí, hay tres momentos que sirven para definir su compromiso con su Partido, su Gobierno y su Causa.

El primero fue en 1937. Una vez perdida la Guerra en Euzkadi, tras la traición de Santoña, en el PNV se sortea quién debe partir al exilio y quién debe quedarse con las tropas. Juan de Ajuriaguerra, como organizador del pacto, exige quedarse con las tropas y Doroteo de Ziaurriz, presidente del EBB y de edad madura, es elegido para marcharse. En aquel sorteo, Joseba, al igual que Ajuriaguerra, pide quedarse al lado de los gudaris y entregarse a los italianos con ellos. Esta actitud le llevó a un consejo de Guerra que le condenó a muerte. El segundo momento es posterior a su condena a muerte. Rezola fue llevado en camión hasta Irun. No obstante, en San Sebastián se escapa en un tren y llega a Euzkadi Norte. Allí, se hace cargo de la Resistencia vasca y es nombrado Consejero Delegado del Gobierno vasco en el Interior.

El tercer momento, y el que más ha trascendido, a pesar de que casi nadie lo sepa, es Gure Irratia Ixila o Radio Euzkadi. Durante su presidio, Rezola pensó que el Gobierno necesitaba una radio como medio de propaganda. Y tras escapar de la cárcel, se puso en marcha en su dura tarea. Rezola, junto a otros burukides como Ander Arzelus o José María Lasarte, recuperó Radio Euzkadi en su segunda etapa. La efímera primera fue durante la Guerra y se radiaba desde La Galea en Algorta. La posterior fue emitida desde Euzkadi Norte de 1946 a 1954, hasta que el Gobierno francés sucumbió a las presiones franquistas. En esta etapa, Rezola ejerció de director, animador, “censor” (corregía los textos enviados) y acabó escribiendo la parte eusquérica de los programas tras la defunción de Arzelus. Era el padre y cerebro de la criatura. Una Radio que fue el referente de la Resistencia vasca y en la que participaron Manuel de Irujo o Xabier Landaburu, además de resistentes en el Interior.

Joseba Rezola fue, en definitiva, un ejemplo de abertzale comprometido con su País. Su lucha duró toda la vida y, a pesar que casi nadie conozca sus logros, Rezola está más presente en nuestro día a día de lo que pensamos. Radio Euzkadi fue un embrión del actual ente autonómico. Sin gente como Rezola, Durañona, Irujo o Inza en Venezuela, ésta no hubiera sobrevivido a 40 años de franquismo. Por eso, su ejemplo debe ser el que nos guíe en el futuro. Fue uno de aquellos irrepetibles que permitió que el Gobierno vasco y el PNV no desapareciesen en la larga noche del exilio franquista.

6 comentarios:

Nerea dijo...

¡Dios mío, con 14 años! ¡Ya voy tarde! Jajajajajajaja!

Nerea dijo...

Por cierto, muy interesante.

Jorge dijo...

Rendición de Santoña, no traición... en todo caso traición de los italianos.

Jon dijo...

Jorge:

Traición de los italianos, ¡por supuesto!

Freddy Romero Saez de Ibarra dijo...

saludos yo quisiera saber mas de esta fabulosa historia.
en donde puedo buscar mas información.
quien me pude dar mas datos sobre Joseba Rezola.
agur

Jon dijo...

Disculpa el retraso Freddy, pensaba haberte contestado pero parece que el comentario no subió. De Rezola he sacado los datos de dos libros: uno sobre la Historia de Radio Euzkadi y otro de "Los Españoles que dejaron de serlo" de Gregorio Morán. También debe haber una especie de biografía escrita por Koldo San Sebastián, pero desconozco el título.

Un saludo.